Sábado 14 de Abril de 2018
Tsingys de Bemaraha
En Madagascar, los llamados Tsingys o bosques de piedra se refieren a las formaciones cársticas, que erosionadas por miles de años, terminan conformando un paisaje que parece de otro planeta. En el centro oeste de la provincia de Mahajanga, encontramos la Reserva Natural de Bemaraha, una enorme meseta de piedra caliza erosionada que conforma un paisaje único.

La zona, especialmente notable por sus pináculos de roca caliza, tan extremadamente afilados, que pueden infligir graves heridas a un visitante poco prevenido. Se han formado gracias a las lluvias (media anual de 1.800 mm) que disuelven la roca caliza formando estas aristas agudas. Es peligroso, y a menudo imposible, transitar entre los tsingy, salvo para los ágiles lémures y otros representantes de la fauna local.

Desde que fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1.990 cuenta con un creciente número de itinerarios. La reserva está formada por dos parques, el Petit Tsingy y el Grand Tsingy.
Volver a Destino